lunes , 22 octubre 2018

Peralta ya vaticina que “lo peor que puede pasar” a la termoeléctrica de Río Turbio es que “no tenga carbón para funcionar”

PERALTA - RIO TURBIO
Río Gallegos, 4 de Dic. (ANA) .- El gobernador Daniel Peralta vaticinó hoy que “lo peor que puede pasar” a la termoeléctrica de Río Turbio es que “no tenga carbón para funcionar”, debido a que no se realizaron las inversiones necesarias en la mina de la empresa YCRT.

Sobre la preocupación de los trabajadores porque la empresa no estaría en condiciones de producir las toneladas de carbón necesarias para alimentar a la usina térmica, el gobernador respondió: “Eso no lo conozco, no tengo datos. Me parece que si la dirigencia gremial tiene diálogo con el gobierno nacional, tiene que abrir esas instancias de diálogo, al igual que el intendente que es un hombre ligado al gobierno nacional, para que se abra el diálogo y los trabajadores puedan expresar su situación”.

Asimismo Peralta afirmó al asistir al acto por el Día del Minero en Río Turbio que “lo peor que puede pasar es que esa central no tenga carbón para funcionar, es lo que peor que nos puede pasar como destino histórico. Es tirar abajo las ilusiones de muchas generaciones y de aquellos que dejaron la vida dentro del socavón. Me parece que es el momento de blanquear situaciones, lo que está mal, está mal. Habrá que sentarse a ver cómo se recupera, y lo que está bien hay que consolidarlo para que esté mejor” agregó el mandatario, quien fue interventor de YCRT.

En tanto que en Chile se anuncia la explotación de yacimientos carboníferos en Puerto Natales, a tajo abierto y en gran escala, pero la firma a cargo de la explotación no indica cómo lo va a sacar y dónde lo comercializará. Las especulaciones señalan su venta a la mega usina de Río Turbio.

Semanas atrás se conoció que la planta de personal de YCRT se triplicó mientras su producción se redujo un tres por ciento en la última década. Gasta en salarios el 54% de su millonario presupuesto, pero apenas produce el 16 % del carbón que demandará a partir del año próximo la usina térmica.

Sobre la contaminación que produciría la usina, el asesor técnico del Ministerio de Planificación Federal, Jaime Álvarez, señaló que “la única contaminación que hay, es la contaminación electoral”, y agregó: “Técnicamente, no hay pruebas de que la central atente contra el medio ambiente. Contamos con calderas Foster Wheeler norteamericanas, motores Siemens alemanes de alta tecnología. Tendremos una central térmica que va a ser modelo a nivel mundial. Los estándares medioambientales son muy altos, con evaluaciones periódicas. Sumado a esto, se trabajará en el contenido de azufre de nuestro carbón, pese a ser uno de los niveles más bajos del mundo. El equipamiento es muy moderno, y no tiene nada que ver con la vieja central térmica, que durante muchos años proveyó de energía a la cuenca y que, sin embargo, no presentaba estos índices”, indicó el funcionario.

La central tendrá una capacidad de generación de 240 megavatios y una provisión garantizada de carbón de 1,2 millones de toneladas por año a cargo de la empresa estatal Yacimientos Carboníferos Río Turbio (YCRT) para su funcionamiento
La obra, impulsada por el Ministerio de Planificación Federal de la Nación, demandó una inversión de 6.000 millones de pesos.

La obra, a cargo de la empresa española Isolux Corsán, presenta un alto grado de avance que, según los ejecutivos de la firma, y se había anunciado que este 4 de diciembre se iba a comenzar con las primeras pruebas de generación de energía en diciembre de este año, pero esto no sucedió. (Foto /DPP)

Ver también

Proponen una licencia para hacerse estudios por el cáncer de mama

En el marco del Día de la Lucha contra el Cáncer, el diputado nacional Darío …

Deja un comentario