sábado , 16 diciembre 2017

Martínez destacó el rol de la Legislatura para aprobar y controlar los empréstitos

El senador Alfredo “Freddy” Martínez aseguró que la aprobación y control de un nuevo empréstito lo tiene por ley el Poder Legislativo, y sus integrantes deben ser los supervisores de que los fondos obtenidos sean destinados correctamente a las áreas que así lo requieren, ante la crisis que atraviesa la provincia. El legislador nacional afirmó que son los legisladores lo que deben analizar el endeudamiento, porque son ellos los que sancionaron el presupuesto, el mismo que sufrirá modificaciones por un nuevo préstamo y la refinanciación de otros anteriores que solicitase por cuenta propia el Poder Ejecutivo.
 
“Desde mediados del año pasado que observamos una situación compleja en la provincia, que se comenzó a agravar luego de las elecciones de octubre. Aunque el gobierno no lo reconozca, estamos ante emergencia sanitaria, y los diputados nacionales Costa y Álvarez han hecho hincapié en ello. Acá se debe reconocer la enfermedad de nuestro Sistema de Salud, si no damos este paso, no podremos encontrar una urgente cura. Hay deudas con todas las áreas, y a esto se le suma el malestar de los trabajadores estatales que no pueden cobrar los sueldos en tiempo y forma, sin duda son señales que un modelo se ha agotado, y que si no se adoptan medidas de estado en un corto plazo, se profundizará una nueva crisis”, advirtió Martínez en un comunicado de prensa.

Asimismo el senador rescató el rol que debe tener el Poder Legislativo en el control del Poder Ejecutivo, y más si éste accede a créditos de forma inconsulta. “A esta coyuntura se le suma, que contamos con un presupuesto comprometido, pero si la Provincia se va a endeudar, el control lo tiene que hacer la Legislatura ya que modificará el presupuesto que los legisladores han aprobado semanas atrás. No estoy a favor ni en contra de un nuevo empréstito, pero el oficialismo debe analizar y consensuar las medidas que generen beneficios para los santacruceños. A esto hay que sumarle que ni los legisladores oficialistas ni opositores cuentan con información fehaciente de las cuentas. Esto genera una desconfianza no solo de los diputados, sino de todos los ciudadanos, ya que nos dicen que tenemos que refinanciar préstamos anteriores y nos encontramos que en los últimos dos años se accedieron a cuatro con el Banco Nación, y la mayoría de ellos, fueron solicitados en forma disimula, sin haber tenido el visto bueno de los legisladores, que al fin y al cabo son los representantes de todos los habitantes de la provincia”, consideró el referente de la UCR.

Por otro lado, recordó que cuando fue intendente de Río Gallegos (1991-1999) su gestión no adhirió a un decreto del entonces gobernador Néstor Kirchner, donde se estableció el pago en cuotas de sueldos y el atraso en el desembolso de los aguinaldos. “En entonces avanzamos en respectar los salarios de los trabajadores municipales. Pero no tuvimos que pedir préstamos, ya que llevamos adelante un mecanismo de ahorro muy fuerte en la primera etapa de gestión, es decir en los primeros seis meses. Pero no hubo necesidad de avanzar en el pedido de créditos. Basamos el éxito de una gestión, en la austeridad, el ahorro y en establecer una estrategia de dirigir los recursos para garantizar los deberes y obligaciones del estado con sus ciudadanos”, afirmó el presidente del Comité de la UCR Río Gallegos.

Ver también

Se suspendió la sesión en la Cámara de Diputados

Luego de analizar la situación y al no contar con garantías para el desarrollo de …

Deja un comentario