sábado , 14 diciembre 2019

Diputados: con mayoría opositora se aprobó el repudio al golpe de Estado en Bolivia

Tras casi 5 horas de debate se votó a mano alzada por el proyecto de la oposición. Cambiemos se abstuvo pese a haber presentado un texto propio.

Luego de casi dos meses de inactividad, la Cámara de Diputados -en sesión especial- aprobó a mano alzada un proyecto de declaración consensuado por la oposición que expresa un «profundo repudio al Golpe de Estado perpetrado en Bolivia». Cambiemos, que había presentado su propia iniciativa, decidió abstenerse.

El mecanismo de votación fue resuelto por el presidente de la Cámara, Emilio Monzó, luego de que la oposición y el oficialismo no pudieran limar diferencias y ponerse de acuerdo en un texto común.

Durante la sesión que duró casi 5 horas y en la que se protagonizaron varios cruces, se pusieron en debate tres iniciativas. La oposición llegó al recinto con un solo proyecto, de autoría de Felipe Solá de Red por Argentina, que también recibió el apoyo de los tres legisladores del Frente de Izquierda y del oficialista Daniel Lipovetzky.

Informate más: Papelón de Cambiemos en el Senado al debatir sobre Bolivia
En el mismo, se repudia sin más el golpe de Estado en Bolivia y se «convoca a todo el arco político de la región a exigir el cese inmediato de la persecución y violación de derechos humanos de funcionarios/as, dirigentes/as políticos, sociales, sindicales, feministas y de la población en general». Además, se «exhorta al pronto restablecimiento de la democracia y el orden constitucional, subvertido por la policía y las Fuerzas Armadas, sin proscripciones».

Cambiemos, en tanto, intentó previo a la sesión llegar también con una declaración conjunta que limara las asperezas existentes en el interbloque. Así, el proyecto de Resolución que presentaron repudia «los ataques contra el sistema democrático, sufridos por el Estado plurinacional de Bolivia, las condenables intervenciones Policiales y Militares en el proceso político, como así también las gravísimas alteraciones a la voluntad popular que desembocaron en el anuncio de una nueva convocatoria a elecciones Presidenciales».

A su vez, «rechaza cualquier golpe contra la Democracia y todo tipo de violencia» y ratifica el compromiso con la cláusula democrática de la OEA.

Sin embargo, ya al llegar a la sesión sus aliados del bloque Evolución de Martín Lousteau, presentaron un tercer proyecto en el que eligieron «expresar el repudio contra el golpe de Estado perpetrado en el Estado Plurinacional de Bolivia».

«No hay ninguna duda de que este fin de semana hubo un golpe de Estado en Bolivia», arrancó Solá como primer orador. E insistió que «el nivel de violencia de la oposición en las calles mostró que hubo una coordinación previa». Además, indicó: «si leen la carta de renuncia del presidente Morales parece haber sido escrita con una pistola en la cabeza».

Informate más: La Asamblea Legislativa proclamó a Alberto Fernández como presidente
En tanto, el radical Facundo Suárez Lastra expresó su empatía y solidaridad con el pueblo boliviano. «Me resisto a la discusión semiótica. Si quieren llamarlo ‘golpe’, llamémoslo ‘golpe’. Pero llamemos a las cosas por su nombre. Los errores prácticos en el comicio se llaman ‘fraude’ y es un robo a la soberanía del pueblo», sostuvo y despertó aplausos en Cambiemos y el repudio del Frente de Todos.

Por su parte, Carla Carrizo, del bloque Evolución, rechazó que el Congreso no haya podido consensuar un proyecto en común. «Hay que llamar a las cosas por su nombre. Tenemos que ser contundentes para repudiar el golpe de Estado en Bolivia», dijo.

A su turno, la diputada del PRO, Cornelia Schmidt Liermann, expresó: «Es importante que lo antes posible haya elecciones libres y transparentes y se respete el voto popular. Lamentablemente, hay líderes en la región que buscan anteponer su afán personalista y de perdurar por sobre las reales democracias».

El legislador del Frente de Izquierda, Nicolás del Caño, aseguró: «Está claro que en Bolivia hubo un golpe de Estado» y destacó la «heroica movilización popular para derrotar a los golpistas».

El oficialista, Daniel Lipovetzky, hizo un llamado a defender la democracia en la región y repudiar el golpe de Estado. «Deberíamos intentar llegar a un consenso único y si no llega a ocurrir eso, yo voy a acompañar todos los proyectos que repudien el golpe de Estado», adelantó durante el debate.

Al momento de los cierres, el titular de la bancada del Frente para la Victoria en Diputados, Agustín Rossi, expresó: «No encontré ningún discurso tanto del oficialismo, ni de la oposición que no rechazara el golpe de Estado en Bolivia. Más allá de que por otras circunstancias la votación final no salga por unanimidad, que esto quede asentado en la versión taquigráfica».

En tanto, el titular del interbloque Cambiemos, Mario Negri, pidió «no sólo discutir una semántica, el tema es debatir un proceso». «Sí tenemos una diferencia, que es mirar la pelicula completa, porque para mi partido el valor de la democracia también se basa en elecciones libres sin trampa y sin fraude. Lamento que no podamos llegar a una misma expresión», señaló.

Al llegar al final del debate, Negri propuso en una moción votar todas las iniciativas, argumentado que se trataba de «proyectos de declaración y no una ley». Sin embargo, la propuesta resultó negativa y sólo se sometió a votación el proyecto de la oposición, ante lo cual adelantó la abstención de Cambiemos. «Que quede constancia de que estamos ante el acto antidemocrático más importante después de haber invocado la democracia durante 10 horas», cerró enojado.

Ver también

Petroleros Privados: Acuerdo genera nuevos puestos de trabajo

Pedro Luxen del Sindicato de Petroleros Privados Santa Cruz se refirió al acuerdo alcanzado con …