viernes , 18 junio 2021

Alicia Kirchner en el cierre de la campaña recordó el día que fue “escracha” en Río Gallegos

Río Gallegos.- La candidata a gobernadora por el Frente para la Victoria, Alicia Kirchner, recordó hoy el episodio cuando fue “escrachada” por un grupo de manifestantes en medio de un conflicto gremial en Santa Cruz.

Aseguró a horas de finalizar la campaña electoral, el incidente a la salida de un restaurante en el centro de Río Gallegos el 12 de mayo de 2007.

Comentó que cuando se encontraba en el entonces restaurante Rocco, se acerco un grupo de personas para que intercediera para que el gobernador Daniel Peralta les diera una audiencia en el marco de un conflicto salarial de los gremios estatales.

“Me dijeron que no salga por la puerta de adelante, poro siempre salí y entre por la puerta de adelante” y les dijo que no iba a salir por atrás. Aseguró que muchos que la agredieron ese día, hoy son candidatos, y estuvieron en la campaña de “Ni una menos”.

ALICIA KIRCHNER II

“Me tiraron harina, huevos y me golpearon. Además de golpes en la espalda y en la cintura, y no vale el detalle. Y dos compañeros, Roberto Pérez de Río Turbio y Julián Carrizo que es de Caleta (Olivia) y que estaban con los sindicatos peleando, y no al lado mío, salieron a defenderme, porque se dieron cuenta que había una brutalidad intencionada. Roberto Vera que es de la Cuenca (Carbonifera) le dieron un ladrillazo y ese iba dirigido a mí. Porque cuento las cosas, eso no me va a quitar las fuerzas, porque pienso que hay gente mal intencionada, que no quiere que avance lo que es positivo, porque necesita que la gente dependa de otra manera de ellos, con el miedo y la violencia. La verdad, no tiene existir ni una cosa ni la otra”, comentó la ministra de Desarrollo Social de la Nación en una entrevista con la emisora Tiempo FM.

“Lo cuento hoy, ya hace 8 años, y el único dolor que me trajo, fue un dolor en el alma porque no pensé una situación de ese tipo, pero me hicieron sin querer un favor, porque me trajo la fuerza que no va a ver si valla ni obstáculo que me haga un frente para defender a la población de Santa Cruz. Muchos tienen comercios, y se juegan por ese comercio. Muchos son profesionales y se juegan por su profesión. Muchos son docentes, ama de casa, o periodistas y se juegan por su profesión, y yo la verdad en este momento y ante ustedes me juego mi lugar por Santa Cruz y quiero conducir Santa Cruz”, agregó la candidata del kirchnerismo a la gobernación.

La hermana del ex presidente Néstor Kirchner había almorzado en el restaurante Rocco junto a una de sus hijas y a un grupo de ocho colaboradores.
Cuando la ministra salió del local, un grupo de manifestantes la insultó y entonó cánticos adversos al gobierno.

También le arrojaron harina y huevos y algunos de los más exaltados que lograron acercarse a ella le tiraron del cabello, según relataron los testigos.

Alicia Kirchner fue rápidamente rodeada por sus asesores, una de sus hijas y sus custodios, que inicialmente habían sido desbordados por los participantes de la agresión.

Así avanzó dificultosamente, siendo empujada por los manifestantes, hasta una camioneta cuatro por cuatro estacionada a pocos metros del restaurante, en la que abandonó el lugar.
La funcionaria fue trasladada a su domicilio particular, de esta ciudad, donde se reponía del incidente. Allí fue revisada por un médico que constató que no había sido herida.

La funcionaria radicó una denuncia penal por la agresión ante el fiscal de turno Gabriel Giordano. Luego brindó una conferencia de prensa con el gobernador interino Daniel Peralta. “Yo sé cómo están ustedes, pero les pido que entre todos busquemos la armonía social. Río Gallegos se lo merece y Santa Cruz se lo merece. Y a los violentos le pido que reflexión. Puede haber diferencias pero el diálogo es muy importante”, dijo la ministra en esa conferencia de prensa.

Personal de Gendarmería Nacional se apostó entonces en el frente de la casa de la ministra, aunque los manifestantes no se habían trasladado hasta allí.

La provincia atravesaba un duro conflicto sindical con los gremios docente y municipal, que reclaman mejoras salariales. Días antes, había renunciado el entonces gobernador Carlos Sancho y asumió en el cargo el legislador Daniel Peralta. (ANA)

Ver también

Inversión del Gobierno Nacional en seguridad en Caleta Olivia y Zona Norte

Esta mañana, el Intendente Fernando Cotillo con el secretario de Coordinación General, Juan Carlos Gómez, …